Myanmar la UE impone nuevas sanciones contra los militares

Myanmar: la UE impone nuevas sanciones contra los militares

Publicado el 20 de abril de 2021 a las 10:03 in
Europa Myanmar

La Unión Europea (UE), el 19 de abril, impuso una segunda ronda de sanciones contra la junta militar en el poder en Myanmar desde el pasado 1 de febrero. Al mismo tiempo, se organizaron marchas de apoyo en el país al Gobierno de unidad nacional, nacido el 16 de abril frente a la junta militar. A nivel internacional, sin embargo, el exsecretario general de la ONU, Ban Ki-moon, ha pedido a las Naciones Unidas y a la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) que intervengan para detener la «represión mortal» perpetrada tras la toma del poder por el militar.

El Alto Representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Josep Borrell, anunció que el Consejo de Asuntos Exteriores de la UE ha decidido ampliar la lista de sanciones contra la junta militar. En particular, Bruselas ha sancionado a diez personas y dos entidades económicas vinculadas al Ejército, a saber, el Myanmar Economic Holdings Limited (MEHL) y el Corporación Económica de Myanmar (MEC). Para la UE, las dos empresas proporcionarían recursos económicos a la junta militar. El ministro de Relaciones Exteriores de Alemania, Heiko Maas, dijo que Bruselas ha optado por imponer sanciones ya que el ejército birmano continúa perpetrando violencia contra sus oponentes, «llevando al país a un callejón sin salida». Maas explicó que, con las sanciones, Bruselas tiene la intención de intensificar la presión sobre los militares para presionarlos a iniciar negociaciones.

Antes del 19 de abril, la UE ya había impuesto sanciones contra diez miembros de alto nivel del ejército birmano, incluido el jefe de la junta militar, Min Aung Hlaing, y contra el presidente de la nueva Comisión Electoral de Myanmar, Thein Soe, el 22 de marzo pasado. Las sanciones de la UE estipulan que los sujetos sujetos a ellas tienen prohibido entrar o transitar por el territorio de la UE y que sus activos y recursos económicos dentro de la Unión están congelados. Bruselas ha dicho hasta ahora que, a pesar de las sanciones, no restringirá el comercio con Myanmar. Además de la UE, EE. UU. Y el Reino Unido también impusieron sanciones a las empresas controladas por el ejército MEHL y MEC, mientras que Washington también golpeó a Myanmar Gems Enterprise (MGE) con las mismas medidas.

Mientras tanto, en Myanmar, el 19 de abril, la población continuó protestando contra la junta militar y se produjeron episodios particularmente violentos en la ciudad central de Myingan. En Mandalay, la segunda ciudad más grande en términos de población después de Yangon, se organizaron marchas en apoyo del gobierno de unidad nacional.

Sin embargo, a nivel internacional, el exsecretario general de la ONU de 2007 a 2016 pidió al Consejo de Seguridad que actuara para detener la violencia y proteger a los civiles y a su sucesor, Antonio Guterres, para interactuar directamente con la junta militar en el poder. Para Ban, la ASEAN, que se reunirá sobre el tema birmano el 24 de abril, deberá enviar una delegación de alto nivel a Myanmar.

El país se encuentra en una situación de inestabilidad desde que, el pasado 1 de febrero, LEl ejército había tomado el poder, declarando el estado de emergencia durante un año, al final del cual había prometido que se celebrarían elecciones. Los militares luego habían arrestado la líder Aung San Suu Kyi y otras figuras destacadas del gobierno civil, incluido el presidente Win Myint, quienes todavía están detenidos por el ejército bajo arresto domiciliario en la capital, Naypyidaw. Los poderes legislativo, ejecutivo y judicial se transfirieron al comandante en jefe de las fuerzas armadas, general Min Aung Hlaing, mientras que el general Myint Swe fue nombrado presidente interino del país. El Ejército justificó sus acciones denunciando el fraude electoral que habría caracterizado las elecciones del pasado 8 de noviembre, cuyos resultados habían decretado al vencedor con el 83% de los votos la Liga Nacional por la Democracia (NDL), el partido hasta ese momento. al gobierno.

A partir del 6 de febrero, comenzaron las protestas de la población contra la junta militar para exigir el restablecimiento de la democracia y la liberación de Aung San Suu Kyi. El Ejército está llevando a cabo una violenta represión contra el movimiento en el que al menos 738 personas han sido asesinadas hasta la fecha, mientras que más de 3.000 han sido detenidas, según la organización de derechos humanos Political Prisoner Aid Association. Al respecto, el 19 de abril, la junta militar manifestó que el número real de muertos era de 258 y que otras estimaciones eran exageradas.

Tras el derrocamiento del gobierno civil, el 5 de febrero, algunos miembros de la NDL establecieron el Comité Representativo de la Asamblea de la Unión, o el Parlamento bicameral de Myanmar, que el 21 de marzo fue declarado ilegal. El 16 de febrero, algunos integrantes del Comité Representativo de la Asamblea de la Unión anunciaron que habían establecido un gobierno de unidad nacional, integrado por parlamentarios depuestos el 1 de febrero, algunos líderes de las protestas contra la junta militar en el poder y otros representantes de algunas minorías étnicas del país. El nuevo ejecutivo está encabezado por Win Myint y Aung San Suu Kyi como consejero de estado como presidente.

Lea Security International, el periódico italiano dedicado íntegramente a la política internacional

Camilla Canestri, Intérprete de chino e inglés

por Equipo editorial